Un día en Cinque Terre


Si hacéis un viaje a la Toscana, podéis reservar un día para hacer una excursión al Parque Nacional de Cinque Terre, una zona preciosa, compuesta por cinco pueblos muy pintorescos de origen marinero, con casas de colores construidas en los acantilados de la costa de Liguria.

Actualmente, su principal fuente de ingresos ha dejado de ser la pesca, dando paso al turismo, sobre todo el turismo de masas que le quita parte de su encanto. Aun así es muy recomendable visitar esta comarca.


Qué saber antes de ir a Cinque Terre


Cómo llegar

El aeropuerto de Pisa es el más cercano y práctico. Desde allí hay dos opciones:

  • Tomar el tren hasta la Spezia, principal municipio de la zona y desde donde parten los trenes hacia Cinque Terre. Podéis reservar en la web de Trenitalia los billetes combinados desde el aeropuerto a Pisa Centrale con Pisamover, y desde Pisa Centrale hasta La Spezia Centrale. El trayecto dura 1h 30 min aproximadamente y cuesta 12,90€.

  • En coche de alquiler. En el aeropuerto hay varias empresas de alquiler, la mayoría locales. Es la forma más cómoda. Hasta La Spezia hay 78 km, poco más de una hora de duración por la autovía E80.


Dónde alojarse

Nosotros incluímos una visita de un día a Cinque Terre desde nuestro hotel en la Toscana, pero si uno quiere dormir en la zona para pasar dos o tres días, lo ideal es elegir un alojamiento en La Spezia, cerca de la estación.

Los precios en los pueblos de Cinque Terre son desproporcionados y La Spezia está a menos de 10 minutos en tren del primero de ellos, Riomaggiore.


Cómo moverse

Lo ideal es coger el tren que recorre los 5 pueblos desde La Spezia, el punto de partida. Si se ha llegado en coche, es muy recomendable aparcarlo en La Spezia porque el acceso con vehículo está restringido en los pueblos.

Podéis consultar aquí los horarios de tren a Cinque Terre con la línea La Spezia – Levanto.

Se puede comprar cada trayecto individual (por unos 4€ cada uno) aunque compensa adquirir la Cinque Terre Card. Se puede conseguir en cualquier estación de tren.

  • La Cinque Terre Treno Card (esta es la opción que debéis elegir para desplazaros desde La Spezia) incluye:

    • El acceso a las rutas de senderismo que unen los pueblos

    • La utilización de servicios de transporte dentro del parque

    • Wi-fi y baños públicos gratuitos

    • Una reducción del precio de entrada al Museo de La Spezia

    • Y, además, el transporte ilimitado de la línea Levanto – Cinque Terre – La Spezia (trenes inter-regional y regional en segunda clase).


Existe otra modalidad, Cinque Terre Trekking Card, en la que está excluido el transporte en los trenes de La Spezia.

El precio depende del tipo de tarjeta y el número de días de uso:

      • Cinque Terre Trekking Card (sólo senderos) de 1 día por 7,50€ y 2 días por 14,50€

      • Cinque Terre Treno Card: 1 día+tren = 16€, 2 días+tren = 29€ ó 3 días+tren = 41€.


  • Hay una línea de ferrys turísticos de Cinque Terre que comunica todos los pueblos (salvo Corniglia que no tiene acceso al agua), a pesar de ser turísticos, se tiene una perspectiva desde el mar muy chula.

    • Los precios dependen de cada trayecto. Además, hay un billete diario por 30€ (35€ si incluye Portovenere) y un billete de medio día por 27€.

Os recomendamos tomar el ferry en Riomaggiore hasta Monterosso y luego regresar en tren recorriendo todos los pueblos. 


  • Para los amantes del senderismo, hay una red de senderos en Cinque Terre que une los pueblos de la región. El más famoso Ees la Vía dell’Amore, un tramo de 1,5 km de dificultad baja que une Riomaggiore y Manarola (está clausurado desde 2012 y tiene prevista su reapertura en 2022-2023).


Dónde comer

Riomaggiore

Manarola

  • Nessum Dorma, Località Punta Bonfiglio, Manarola (TripAdvisorGoogle). Preciosas vistas panorámicas de Manarola, sobre todo al atardecer.

  • Il Porticciolo, Via Renato Birolli, 103, Manarola (TripAdvisorGoogle)

  • Trattoria dal Billy, Via A. Rollandi, 122, Manarola (TripAdvisorGoogle)

Corniglia

  • Alberto Gelateria, Vía Fieschi, 74, Corniglia (TripAdvisorGoogle). Tiene los mejores helados artesanales. Probad el de amarena.

Vernazza

  • Belforte, Viale Alessandro Guidoni, Vernazza (TripAdvisorGoogle). Restaurante con vistas al puerto.

  • Il Gambero Rosso, Piazza Guglielmo Marconi, 7, Vernazza (TripAdvisorGoogle). Restaurante en pleno puerto con muy buen servicio.

Moterosso al Mare

  • Il Bocconcino, Via Fegina, 52, Monterosso al Mare (TripAdvisorGoogle). Suele haber mucha cola, pero no dejéis de probar los cucuruchos de pescado y marisco frito de este pequeño puesto a la salida de la estación.


Ruta de un día por Cinque Terre

Si en vuestra ruta por la Toscana incluís una excursión a Cinque Terre, el viaje empezará en la estación de tren de La Spezia. Desde el aeropuerto de Pisa hay trenes combinados para llegar hasta aquí. Podéis reservar en la web de Trenitalia.

Intentad ser madrugadores si, como nosotros, hacéis el recorrido en un día. Si por el contrario dormís en La Spezia o en Cinque Terre, podéis ser más flexibles.

Si llegáis en coche, lo ideal es que lo dejéis aparcado en La Spezia, porque, como ya hemos dicho, los accesos en carretera a cada pueblo del Parque Nacional están restringidos. Hay varios aparcamientos públicos, el Parcheggio pubblico della stazione, Parcheggio Via Dogali, Parcheggio Piazza d’Armi y algunas calles con aparcamientos libres alrededor del centro de la ciudad. Nosotros elegimos el de Piazza d’Armi a 10-15 minutos caminando de la estación, no es gratuito pero nos dio más seguridad que dejarlo todo el día en la calle.

La Spezia

Lo primero que debéis hacer es comprar la Cinque Terre Treno Card en los mostradores de la estación, que permiten el uso ilimitado de los trenes de la línea La Spezia – Levanto durante el periodo seleccionado. Nosotros compramos la Cinque Terre Treno Card de 1 día.

El primer pueblo es Riomaggiore, con casas coloridas encaramadas y apretujadas sobre los acantilados. Aprovechad para hacer un recorrido por el pueblo y almorzar si tenéis algo de hambre (podéis tomar un panino en Costevé).

Costevé. Via Colombo, 193, Riomaggiore (TripAdvisorGoogle)

Riomaggiore

Desde el mirador al final de la Via San Giacomo hay unas vistas preciosas del puerto y el pueblo. Allí mismo se compran los billetes para el ferry que lleva al resto de pueblos. Nuestro consejo es que subáis al barco en Riomaggiore y bajéis en Monterosso al Mare, para luego hacer el trayecto inverso en tren de pueblo en pueblo. Aquí tenéis los precios y horarios de la línea de ferrys turísticos de Cinque Terre.

El trayecto de ida son 12€ y dura menos de una hora. Las vistas de toda la costa escarpada con cultivos en terrazas y los pueblos coloridos son espectaculares y merecen mucho la pena. No olvidéis el protector solar.

Vistas desde el ferry

Una vez en Monterosso al Mare podéis recorrer el pueblo, que queda a la derecha del muelle, o podéis dar una agradable caminata por el paseo marítimo que queda a la izquierda, con sus playas privadas llenas de sombrillas de colores y el Scoglio haciendo una pequeña península en la arena.

OS recomendamos probar los riquísimos cucuruchos de fritura de pescado y marisco fresco de un pequeño puesto situado en los soportales de la entrada a la estación de tren. Seguro que os toca hacer cola, pero están deliciosos.

Il Bocconcino, Via Fegina, 52, Monterosso al Mare (TripAdvisorGoogle)

Puerto y pueblo de Monterosso al Mare

Scoglio y playas de Monterosso

Después de disfrutar de las playas y el pescado frito de Monterosso, coged el tren hacia el pueblo anterior, Vernazza. La estación es semi-subterránea y está en el centro del entramado de callejuelas. El puerto de Vernazza es precioso, el dique lo encierra en una pequeña bahía dominada por una península con el Castello Doria coronándola.

Callejeando tras la Chiesa di Santa Margherita, por la Via Agostino del Santo, se accede a un sendero que cruza las terrazas de cultivos, desde donde se tiene una magnífica panorámica de todo el pueblo. También podéis subir hacia el cementerio para disfrutar de las vistas.

Podéis comer en la plaza junto al puerto o en el restaurante Belforte, situado en lo alto del promontorio con unas buenas vistas. Nosotros comimos en Il Gambero Rosso, y nos encantó.

Il Gambero Rosso, Piazza Guglielmo Marconi, 7, Vernazza (TripAdvisorGoogle)

Puerto de Vernazza

Panorámica de Vernazza

Después del recorrido y la comida en Vernazza, volvemos al tren para ir a Corniglia, el único pueblo que no tiene acceso al mar. Está localizado en lo alto del acantilado, a 100 metros sobre el nivel del mar, rodeado de laderas con viñedos en terrazas. El centro no es muy grande y es agradable recorrerlo, repleto de tiendas de artesanías y restaurantes por todos los recovecos.

El hecho de estar tan elevado, hace que tenga unos buenos miradores al mar y los acantilados de la costa de Cinque Terre.

Para subir desde la estación podéis coger el autobús (incluido en la Cinque Terre Treno Card) que lleva al centro del pueblo o podéis subir los 277 escalones de la Scalinata Lardarina (os aconsejamos que subáis en bus y bajéis las escaleras, sobre todo si hace mucho calor).

No dejéis de probar los deliciosos helados artesanales de Alberto Gelateria.

Alberto Gelateria, Via Fieschi, 74, Corniglia (TripAdvisorGoogle)

Corniglia

De nuevo al tren, la siguiente parada es Manarola. Este es uno de los pueblos más bonitos, sobre todo al atardecer. Las casas de fachadas coloridas están encaramadas en una ladera orientada a la puesta de sol. Enfrente, encontraréis el bar-restaurante Nessum Dorma, ideal para tomarse una cerveza con un aperitivo o para cenar con las vistas del pueblo iluminándose con la luz naranja.

Nessum Dorma, Località Punta Bonfiglio, Manarola (TripAdvisorGoogle)

Si continuáis el sendero del restaurante y lo bordeáis, hay una pequeña explanada en el parque, con unos bancos desde los que ver el atardecer sobre el mar y los acantilados de la costa.

Manarola

Atardecer desde Manarola

Si no habéis cenado en Manarola, podéis volver a La Spezia y cenar allí. Nosotros lo hicimos en L’Osteria della Corte, tienen un horario bastante amplio y la comida estaba deliciosa.

L’Osteria della Corte, Via Napoli, 86, La Spezia (TripAdvisorGoogle)

Es hora de volver a por el coche y regresar al alojamiento.


Aunque en un día es factible recorrer los cinco pueblos, si os alojáis por la zona, podéis hacer el viaje más relajado y dividir las visitas entre los días que vais a estar, así como visitar otros pueblos cercanos como Porto Venere o Levanto.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *